Puertollano: Diez años de prisión por incitar a una menor a la prostitución

Crónicas de Ciudad Real.- La Sección Segunda de la Audiencia Provincial de Ciudad Real condena a M.R.R.R., nacida en Puertollano en 1.983 y sin antecedentes penales, a un total de diez años de prisión por un delito de corrupción de menores y otro de favorecimiento ilegal de drogas tóxicas a una menor de edad, en concreto a M.B.R., nacida el 15 de enero de 2.001.

La pena que se le impone en este caso a la mujer es de cuatro años de prisión por un delito de corrupción de menores, inhabilitación especial para el ejercicio del derecho de sufragio pasivo mientras dure la condena y multa de doce meses a razón de una cuota diaria de diez euros, así como la prohibición de aproximarse a menos de quinientos metros de la perjudicada M.B.R. y la prohibición de comunicarse con la misma por cualquier medio por el plazo de ocho años. Un tiempo al que se suman seis años y un día de prisión e inhabilitación especial para el derecho de sufragio pasivo mientras dure la condena y multa de 31,68 euros, por un delito de favorecimiento ilegal de drogas tóxicas a menores de edad.

También se le condena a indemnizar a M.B.R. en la cantidad de diez mil euros por los daños morales y perjuicios causados y al pago de dos sextas partes de las costas procesales, incluidas las de la acusación particular. La ya condenada ha permanecido en prisión provisional por esta causa desde el 10 de enero de 2.017 hasta el 17 de marzo de 2.017.

Por otro lado, la Audiencia Provincial de Ciudad Real ha absuelto a R.R.R., varón nacido en Puertollano en 1.968 y sin antecedentes penales, por los hechos por los que había sido acusado, al no considerar probado, entre otros aspectos, que el hombre tuviese conocimiento en sus encuentros sexuales de la minoría de edad de la chica.

Ante esta sentencia se podrá interponer Recurso de Apelación ante el Tribunal Superior de Justicia de Castilla La Mancha en el plazo de diez días.

Los hechos

Los hechos sucedieron entre los días 25 de diciembre de 2016 y 11 de enero de 2017 en Puertollano. Según la sentencia, está probado que M.R.R.R. desde mediados del año 2016 se dedicaba a ejercer la prostitución, primero en Almodóvar del Campo y posteriormente en Puertollano, adonde se trasladó a finales de noviembre de ese año.

Dicha actividad la realizaba en su domicilio, donde residía en compañía de sus dos hijos menores de edad, y que la menor visitaba con frecuencia, entablando amistad, no solo con la hija sino también con la madre, de la que sabía a lo que se dedicaba. Fue en el mes de diciembre de 2.016, cuando la menor le dijo a M.R.R.R. que necesitaba trabajo para obtener dinero, a lo que ésta, plenamente conocedora de la edad que tenía, le respondió que podía anunciarse en páginas de contactos para quedar con hombres.

Además, la condenada le indicó a la menor que, para realizar esta actividad, era mejor estar colocada y le propuso que, antes de las citas, tomase marihuana o cocaína para desinhibirse, a lo que accedió la menor, que finalmente acabó ejerciendo la prostitución en el domicilio de la condenada.

Be the first to comment

Leave a Reply